A la nueva Corte Constitucional le esperan 2.000 casos pendientes

Llegan con tareas pendientes. En los próximos días el Pleno del Consejo de Participación Ciudadana y Control Social transitorio (Cpccst) tiene previsto posesionar a los nuevos magistrados de la Corte Constitucional (CC), tras los procesos de selección que se cumplieron a finales del año anterior.

Los nueve magistrados electos deberán resolver casi 2.000 causas que han ingresado entre agosto y diciembre de 2018, luego de que el organismo ciudadano cesara a los magistrados de la anterior Corte tras la evaluación sobre el cumplimiento de funciones.

Según información entregada a EXPRESO por la Corte Constitucional, hasta el 21 de diciembre pasado habían ingresado 1.765 causas entre demandas y acciones que deben ser resueltos. Se estima que por mes ingresan 442 causas, es decir, 15 casos por día.

A este número de causas ingresadas se debe añadir las que han quedado pendientes de la Corte cesada, cuyo número aún es desconocido.

En la página oficial del organismo constitucional solo consta que entre 2005 y agosto de 2018 (fecha en que los nueve magistrados fueron cesados) se han resuelto 3.372 causas.

Varios sectores de la sociedad: trabajadores, indígenas, políticos, tuvieron críticas a la actuación de la anterior Corte Constitucional, por las demoras que se dieron en el trámite de varias acciones presentadas ante ese organismo. Además, sostenían que los magistrados “respondían únicamente a las decisiones del Gobierno de Rafael Correa”.

La elección de los nuevos magistrados estuvo a cargo de una Comisión de Selección, compuesta por cinco abogados penalistas y constitucionalistas que llevaron adelante el concurso de méritos y oposición. uno de ellos, Amanda Pérez Moreno, quien renunció a sus funciones, por no estar de acuerdo con lo resuelto ni con las calificaciones otorgadas a los candidatos.

De un total de 27 aspirantes que presentaron las tres Funciones del Estado: Ejecutivo, Legislativo y de Transparencia procedió a seleccionar a los magistrados de la Corte Constitucional. Anteriormente, todo el proceso lo hacía el Consejo de Participación Ciudadana.

Sin embargo, uno de los mayores retos que tendría la nueva Corte, es resolver sobre la Consulta Popular que adelantó planteará el presidente del Cpccst, Julio César Trujillo, para blindar el accionar del organismo ciudadano de transición.

La consulta popular tendría un doble objetivo. Por una parte proponer una reforma constitucional que aporte, según Trujillo, a la transformación institucional futura del país, en donde está la eliminación del Cpccs. Además, “para que las cosas que hemos hecho no puedan ser revisadas por nuestros sustitutos”, dijo. (Diario Expreso)

La frase:

“Luego de las Cortes de vergüenza que tuvimos, es justo que la ciudadanía quiera una de alto nivel”.

Ramiro García

Colegio de Abogados de Pichincha

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *