Los panas de Mameluco

Fue apresado nuevamente Telmo Castro, excapitán del Ejército ecuatoriano vinculado al cartel de Sinaloa. Lo insólito: el ex pepe-ele, (ridículo nombre para designar a los delincuentes presos en las cárceles del Ecuador) fue detenido por incumplir una medida cautelar impuestas por el juez, que -¡cosa más grande’la vida chico!- lo había puesto en libertad, como si se tratara de un angelito, versión masculina de la Madre Teresa de Calcuta. Pregunta tonta: ¿a qué grado de porquería hemos descendido, que los jueces ponen en libertad a narcotraficantes vinculados al cartel de Sinaloa y al Chapo Guzmán? ¡Ah!… ya sé. La respuesta está en el macabro sistema “garantista” de “derechos y justicia” (tamaña mentira) que nos legó Mameluco.

Según este, los jueces “garantizan” los derechos de los narcotraficantes y no los del conglomerado social. ¿Algún “politician” se preocupará de acabar con semejante burrada? ¿Se les ha ocurrido pensar que esto requiere un cambio constitucional? ¡Ah!, cierto, nadie quiere reformar la Constitución correísta. No conviene. Pero… no hay que tenerle miedo. No hay que leer mucho. Se trata del artículo uno. Solo hay que volver a la concepción del clásico Estado de Derecho. Está implícito y explícito en nuestros textos constitucionales desde 1929. Y en la mayor parte de las constituciones de este planeta llamado Tierra, incluso en las llamadas “neoconstitucionalistas”, como la alemana (LFB).

Es que… ¿saben?… No pueden existir “derechos”, si no existe el Estado de Derecho, pues el Derecho es la ciencia que nutre de contenido jurídico a los “derechos”. Correa nos vio la ‘careco’ con este infantil juego de palabras, muy propio de su minimalista cerebro de Lilliput. Pero volvamos a Castro. Debía presentarse el pasado 8 de diciembre. No lo hizo. Se limpia el forro de los… cordones con la orden judicial. Es que tiene “panas” poderosos. Y muy platudos. ¿Saben de quién hablo? Vi a Castro por primera vez en una foto abrazando a Correa. ¿Van a votar por la 5, lista de un expresidente vinculado a los carteles de la droga? Si lo hacen, seremos merecedores de nuestra suerte. (Roberto López – Diario Expreso)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *