La oferta de trabajo es menor para los hombres

Las mujeres siguen liderando la tasa de desempleo a nivel nacional (5,7 %), pero las estadísticas oficiales dicen que este año, la escasez de la oferta laboral creció a mayor ritmo dentro del terreno de ellos.

Según los datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC), a marzo de este año, en el país existían 376.335 personas sin un trabajo, de los cuales el 48,2 % fueron hombres, una participación mayor en tres puntos si se lo compara con las cifras del año pasado. En el mercado femenino, en cambio, se reflejó todo lo contrario. La participación de ellas en la tasa de desempleo, bajó de un 54,8 % a un 51 %.

En valores absolutos, significa que la población de hombres sin trabajo creció de 163.789 a 181.390 personas. En el caso de ellas, el número descendió de 198.262 a 194.945. Jorge Calderón, analista económico y rector de Instituto Tecnológico Argos, menciona que esta novedad en las cifras están relacionadas con la menor dinámica económica que tuvieron ciertos sectores productivos y que, por su actividad, esencialmente demandan mano de obra masculina. “Llama la atención lo que ha pasado en el sector de servicios o en el sector de la construcción, que en este 2019 es una industria que sigue sin reactivarse y donde, por lo general, hay mayor inclinación a contratar a hombres”, explica.

Se refiere a la participación que estos y otros sectores tuvieron en la generación de ofertas de empleo pleno. Según el INEC, a marzo de este año existían 3’094.795 personas empleadas; de esas el 7,6 % están dentro del sector de la construcción, versus el 8 % del año pasado. En el sector de alojamiento y servicio de comidas, esa participación cayó de 6 a 5 %. Otra industria que también reflejó una caída y que tiene a los hombres como parte importante de su plantilla de trabajadores, es el de manufactura (en un año esta cayó de 14 % a 12,9 %).

Si se observa el panorama total de desempleados, por edades, se tiene que las personas entre 35 y 44 años, fue la población que incrementó su incidencia dentro de este segmento. El porcentaje pasó de 12,5 % a 14,5 %. Le sigue el grupo de quienes tienen entre 25 y 34 años, cuya participación en el mercado de desempleados pasó de 31,9 % a 32,1 %. Un comportamiento contrario tuvo el segmento de entre 15 y 24 años (esta pasó de 38,9 % a 36 %). Esto último, dice Calderón, podría atribuirse a los resultados de los programas que el Gobierno está dirigiendo para reinsertar laboralmente a la población más joven.

Fidel Márquez, rector de la Universidad Tecnológica Ecotec, recuerda que esta situación es fiel reflejo de la desaceleración económica que vive el país, producto del ajuste fiscal interno y efectos externos, ligados al comercio mundial. “Todo eso hace que algunos sectores se depriman y dejen de generar trabajo. Por ello, no solo la tasa del desempleo femenino sigue siendo alta, sino que también llegue a aumentar la del desempleo masculino”.

El mercado

Por género

En marzo de 2019, a nivel nacional el 5,7 % de las mujeres en la Población Económicamente Activa (PEA) estuvo en situación de desempleo; mientras que entre los hombres el desempleo alcanzó una tasa del 3,8 %.

Por edad

En el sector urbano, 314.452 personas están sin empleo. De ese total, cerca de 107.000 jóvenes tienen entre 15 y 24 años. En el segmento de edades de entre los 25 y 44 años existen 151.000 personas. (Diario Expreso)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *