Carlos Pareja Yannuzzelli habló de supuesta red de corrupción petrolera

La comparecencia de Carlos Pareja Yannuzzelli tomó más de cinco horas en la Comisión de Fiscalización este miércoles 9 de noviembre del 2022.

El exministro de Energía de Rafael Correa se enfrentó a los asambleístas del correísmo que le exigieron que pruebe sus acusaciones, después de que identificó al expresidente como líder de una organización criminal de corrupción petrolera.

“Yo he venido a demostrar la delincuencia organizada que tenía Rafael Correa, a eso he venido”, insistió. “No he venido para que me ayuden con la cooperación eficaz con la Fiscalía”.

La coordinadora del bloque correísta, Pamela Aguirre, lo descalificó y enumeró las condenas que enfrenta el exfuncionario por hechos de corrupción. Sus coidearios rodearon la mesa, tomaban apuntes y fotografías.

“Usted tiene seis sentencias. Por peculado, 10 años. Cohecho, 5 años. Delincuencia organizada, 6 años. Enriquecimiento ilícito, 10 años. Tráfico de influencias, 6 años. Y asociación ilícita, 8 años. ¿Si o no?”, le increpó Aguirre.

“Sí”, contestó Pareja Yannuzelli, “le falta uno, de (el caso) Singue, de ocho años”. Hubo risas en la sala.

“A mí no parece gracioso. Una persona que tiene más de 37 años de sentencias por enriquecimiento ilícito, peculado, cohecho, etcétera”, insistió Aguirre. “Aquí no prueba absolutamente nada”, remarcó.

Carlos Pareja Yannuzzelli llegó a la Asamblea con chaleco antibalas. Foto: Cortesía Asamblea

“¿Qué le ofrecieron para que usted esté aquí?”, le increpó Mónica Palacios, también del correísmo. “Unas galletas a la hora del almuerzo y dos tazas de té”, respondió el exfuncionario.

Llegó a la Asamblea con chaleco antibalas

Fuertemente custodiado por la Policía, con chaleco antibalas y un folder, Pareja Yannuzelli llegó a la Asamblea desde la cárcel 4 de Quito donde cumple sus condenas.

El exfuncionario presentó a la mesa un listado de más de 20 exfuncionarios del régimen de Correa, donde también incluyó al exfiscal General, Galo Chiriboga, al excontralor, Carlos Polit, y al exprocurador, Diego García, como parte de esa estructura. Presentó un organigrama.

Los responsabilizó de haber provocado con sus acciones y omisiones un perjuicio de USD 5000 millones al Estado ecuatoriano producto de hechos de corrupción en la comercialización del petróleo. Aseveró que desde agosto del 2008 alertó a Correa de estos hechos y exhibió una carta.

“La Contraloría, Procuraduría, Fiscalía no actuaron. Eran parte de la organización delictiva”, remarcó. Cuestionó que Petroecuador no haya denunciado el perjuicio y sugirió que de eso se encargue el actual ministro de Energía, Fernando Santos Alvite.

Correa se opuso a separación de Nilsen Arias de Petroecuador

Pareja Yannuzzelli aseguró que Petroecuador seleccionó a empresas a dedo, después de que el Gobierno de Correa cambió el modo de comercializar petróleo de Estado a Estado. “El arbitraje de los contratos con China se hizo en China”, dijo.

Aseguró que una nueva alerta le dio a Correa en 2011 sobre supuestas irregularidades del exgerente de comercialización de Petroecuador, Nilsen Arias, a quien la justicia de EEUU lo procesa por supuesto lavados de activos. Afirmó que Correa se opuso a que sea separado del cargo.

“Aún en el Gobierno de Lenín Moreno, igualito, no se cambió nada de la forma de comercialización, el mismo sistema corrupto funcionaba en el Gobierno de Correa y en el Gobierno de Moreno”, insistió.

Pareja Yannuzzelli dijo que se sintió “engañado” al asegurar que en 2017 había dialogado con el expresidente Moreno, el expresidente de la Asamblea, José Serrano, y el exfiscal, Carlos Baca Mancheno, para un acuerdo de cooperación eficaz con la Fiscalía. “Carlos Baca desapareció el acuerdo”, afirmó.

Ricardo Vanegas, de Pachakutik, hizo las veces de “secretario” de Pareja, al recibir una serie de documentos para conocimiento de la Asamblea.

La sesión estuvo marcada por incidentes. La vicepresidenta de la Comisión, Ana Belén Cordero, asumió la conducción de la sesión, después de que asambleístas del correísmo apelaron la Presidencia a Fernando Villavicencio, tras la reconsideración de la votación con la que se aprobó el informe que recomienda el juicio político a casi todos los consejeros, menos a David Rosero, por supuesto incumplimiento de funciones.

En resumen  

Pareja Yannuzzelli pidió comparecer a la Comisión de Fiscalización dentro de los procesos de investigación de Petrochina y la entrega del campo Auca.

En el Gobierno de Correa ocupó distintos cargos como Ministro de Energía, viceministro y exgerente de Petroecuador.
Afirmó que la trama de corrupción petrolera ocasionó un perjuicio de USD 5 000 millones al Estado, de lo que alertó a los gobiernos de Correa, Moreno y Lasso.

En 2016, según el exfuncionario, se dio de manera irregular una operación de USD 10 mil millones, cuando se comprometieron 181 millones de barrilles de petróleo de reserva y se causó un endeudamiento ilegal al Estado.

En un organigrama identificó a Rafael Correa y al exsecretario Jurídico de la Presidencia, Alexis Mera, como cabecilla y coordinador general, respectivamente, de una organización criminal. Y también como coordinador de sectores estratégicos a Jorge Glas.

El listado incluye a exfuncionarios de los ministerios de Hidrocarburos, Sectores Estratégico, Finanzas, Petroecuador, Petroamazonas y exautoridades de Fiscalía, Contraloría y Procuraduría.

Aseguró que en un hotel de Quito le dio USD 300 000 al exfiscal Galo Chiriboga, de parte del exgerente de la repotenciación de la refinería de Esmeraldas, Alex Bravo. Aseguró que lo denunció en la Fiscalía.

Dijo que Chiriboga le pidió dinero para limpiar su nombre y calificó de falso que haya sido contactado por el expresidente del movimiento oficialista Creo, César Monge, para desprestigiar a Correa.

Pareja aseguró que tiene su conciencia tranquila y que no estaba relacionado directamente con el comercio internacional del petróleo. (ROGER VELEZ – DIARIO EL COMERCIO)