Muere Lalo Rodríguez: por qué se negaba a cantar su gran éxito “Ven, devórame otra vez” (y hasta le cambió la letra)

En mi cama nadie es como tú / no he podido encontrar la mujer / que dibuje mi cuerpo en cada rincón / sin que sobre un pedazo de piel, ay, ven / Devórame otra vez, ven, devórame otra vez

Son probablemente millones los que en el mundo y, sobre todo en América Latina, han cantado a todo pulmón las estrofas de la afamada canción «Ven, devórame otra vez». Y probablemente la misma cantidad de personas ha brillado en las pistas de baile gracias a su contagiosa melodía.

Pero este tema musical, que se convirtió en un hito de la salsa desde su estreno en 1988, cuando los artistas del género solían hacer música romántica y no erótica, no hubiese alcanzado el éxito si no fuese por la inconfundible voz de su intérprete: el puertorriqueño Lalo Rodríguez.

Rodríguez fue encontrado muerto el martes 13 de diciembre en un complejo de residencias públicas de su ciudad natal, Carolina, en el norte de Puerto Rico. Las causas del fallecimiento del artista, quien tenía 64 años, aún son investigadas por la policía de la isla.

Con la muerte, su legado musical y la historia de su más insigne canción han sido recordados nuevamente.

Y son muchos los que se han sorprendido con el hecho de que Lalo, quien se consagró como una de las estrellas de la salsa más importantes en Borinquen, no quería grabar el tema como fue compuesto originalmente y hasta cambió sus letras.

El cantante boricua de salsa Lalo Rodríguez

Te contamos por qué el artista se resistió a la versión original de la canción y también te recordamos algunos datos importantes sobre su vida.

Un asunto de fe

«Ven, devórame otra vez» fue parte de la producción «Un nuevo despertar», que estrenó en 1988 y marcó un regreso en la vida del artista, quien había puesto en pausa su carrera por cuatro años.

El tema no fue compuesto por Lalo, sino por el dominicano Palmer Hernández.

Lalo, quien era un devoto cristiano, no se esperaba el ascenso de la canción, tampoco que su carrera fuese marcada por ella para siempre.

Y es que el tema musical tenía letras que el cantante consideraba demasiado explícitas, algo que contradecía su fe cristiana, por lo que se negaba a cantarlo.

«Yo estaba en la iglesia, cuando escuché el estribillo de ‘Devórame otra vez’ que dice: ‘he mojado mis sabanas recordándote’, yo me dije que si lo grababa así, ningún pastor me iba a permitir pisar las escaleras de una iglesia», sostuvo el propio artista en una entrevista en 2020 con el diario boricua El Nuevo Dia.

Lalo Rodríguez con Tito Rojas y Néstor Galán "El Buho Loco".
Pie de foto,Lalo Rodríguez (derecha) comenzó su carrera a los 16 años en la Orquesta de Eddie Palmieri. En la foto aparece con Tito Rojas y Néstor Galán «El Buho Loco».

La frase, continuó el cantante, estaba tres veces en la melodía. Aunque el productor del disco, Julio Cesar Delgado, insistió en que fuese cantada en su versión original, Lalo decidió cambiar la letra.

«Le dije que en vez de ‘recordándote’ tres veces, yo iba a decir, para complacerlo, ‘recordándote´ la primera vez y las otras dos veces ´llorándote´. Así se entiende que es una queja de amor, algo nostálgico, pero le quitamos la connotación directa», contó el artista en un video.

Pese a las modificaciones, el tema fue un éxito rotundo.

Según la Fundación para la Cultura Popular de Puerto Rico, «Ven, devórame otra vez» alcanzó los primeros lugares en Panamá, Perú, Colombia, Venezuela y España.

De hecho, en España, señala una publicación digital de la entidad, la producción recibió un Disco de Platino y uno de Oro por lograr vender más de 200 mil copias de dicho éxito musical.

Jose Crespo, Giselle Blondet, Lalo Rodriguez y Carlos Vives.

Mientras que en Puerto Rico el salsero logró que «Un nuevo despertar» fuese el disco de mayor venta en 1988. Además ganó tres premios Billboard en 1989 como Cantante del Año en música tropical, Canción del Año por «Ven, devórame otra vez» y Mejor Producción Discográfica del Año por su LP.

En la entrevista de 2020, Lalo reconoció la importancia de la canción en su carrera.

«Una vez salió grabada, el número se quedó latente en la gente», comentó, al contar que para ese año, pese a que la canción se había estrenado hace décadas, se había presentado en lugares como Londres, Ámsterdam y Francia.

45 años de carrera

Aunque «Ven, devórame otra vez» es su canción más importante, Lalo, cuyo nombre real era Ubaldo Rodríguez Santos, también interpretó éxitos como «Maximo Chamorro», «Sí, te mentí» y «Tú no sabes querer».

El boricua, quien hizo música por 45 años, nació el 16 de mayo de 1958.

Comenzó profesionalmente en la música a los 16 años, con la orquesta de Eddie Palmieri. El álbum The Sun of The Latin Music (1974) que grabó con esta agrupación se convirtió en el primer disco de salsa en obtener un Grammy anglosajón en 1976.

Entre las demás producciones de Lalo, quien se lanzó como solista en 1980, están «Simplemente… Lalo», «Nuevamente Lalo» (1982) y «El Niño, el hombre, el soñador, el loco» (1985).

Su trabajo se vio en ocasiones empañado por problemas con las drogas y en 2011 fue arrestado por violencia doméstica.

Aquí puedes leer la letra completa de «Ven, Devórame otra vez»

He llenado tu tiempo vacío de aventuras más

Y mi mente ha parido nostalgia por no verte ya

Y haciendo el amor te he nombrado sin quererlo yo

Porque en todas busco lo salvaje de tu sexo, amor

Hasta en sueño’ he creído tenerte devorándome

Y he mojado mis sábanas blancas recordándote

En mi cama nadie es como tú

No he podido encontrar la mujer

Que dibuje mi cuerpo en cada rincón

Sin que sobre un pedazo de piel, ay, ven

Devórame otra vez, ven, devórame otra vez

Ven, castígame con tus deseos, más

Que el vigor lo guarde para ti, ay, ven

Devórame otra vez, ven, devórame otra vez

Que la boca me sabe a tu cuerpo

Desesperan mis ganas por ti

Hasta en sueños he creído tenerte devorándome

Y he mojado mis sábanas blancas llorándote

En mi cama nadie es como tú

No he podido encontrar la mujer

Que dibuje mi cuerpo en cada rincón

Sin que sobre un pedazo de piel, ay, ven

Devórame otra vez, ven, devórame otra vez

Ven castígame con tus deseos, más

Que el vigor lo guardé para ti

Ay, ven, devórame otra vez, ven, devórame otra vez

Que la boca me sabe a tu cuerpo

Desesperan mis ganas por ti

Hasta en sueños he creído tenerte devorándome

Y he mojado mis sábanas blancas llorándote

En mi cama nadie es como tú

No he podido encontrar la mujer

Que dibuje mi cuerpo en cada rincón

Sin que sobre un pedazo de piel, ven

Devórame otra vez, ven, devórame otra vez

Ven, castígame con tus deseos, más,

Que el vigor lo guardé para ti

Ven, devórame otra vez, ven, devórame otra vez

Que la boca me sabe a tu cuerpo

Desesperan mis ganas por ti

Ven, devórame otra vez, devórame otra vez

Hace tiempo que mi cuerpo está reclamando, en silencio

Tus momentos de placer

(Devórame otra vez, devórame otra vez)

Son ansias de amarte, deseos de mi carne

Que hacen que te llame, ven, devórame

Quiero esa sensualida’

Devórame suavecito y con calma hasta el amanecer

(Devórame otra vez, devórame otra vez)

Ven, castígame con tus deseos, más

Que el vigor guardé para ti, ven

Fuente: BBC News Mundo