Colapso de Rusia, armas nucleares e invasión a Taiwán, así será el mundo en 2033

Bienvenido al 2033», con esa frase un nuevo estudio avizora cómo será el mundo de aquí a una década. En total, más de 160 expertos fueron consultados por Atlantic Council sobre distintos temas como la guerra en Ucrania, el dominio que China quiere extender en todo el mundo o el futuro del poder de Estados Unidos como potencia. En algunos casos, los especialistas advierten que el mundo debe prepararse. Recién comienza el 2023 y con ello, se avecinan cambios políticos, económicos y sociales.

No todas las previsiones son negativas, ni a favor de los autoritarismos en los próximos 10 años. El informe menciona a los lectores que pueden esperar «el próximo colapso de Rusia». La nación que hoy dirige Vladímir Putin podría convertirse en un estado fallido o dividirse para 2033, según estrategas globales de 30 nacionalidades. El 46 % se inclinó por esa idea y dentro de las razones podría estar una guerra civil, desintegración política, entre otras. Pero esto pone otro hallazgo en un contexto más oscuro, retrata el informe. «El 14 % de los encuestados cree que es probable que Rusia use un arma nuclear en los próximos diez años».

Lo cierto es que Putin no la tiene fácil. La guerra que esperaba fuera rápida con la toma de Kiev, terminó siendo un largo suplicio que incluye retrocesos de sus tropas, millones de dólares gastados en la guerra, sanciones internacionales y un adversario que no está dispuesto a rendirse. Desde que el gobierno ucraniano de Volodímir Zelenski decidió oponerse a la invasión, las cosas se le complicaron a Moscú.

Más armas nucleares

Así como se espera que Rusia use un arma nuclear, las estimaciones también apuntan a que más países sumarán armas nucleares a su arsenal. Irán se llevó la delantera entre los expertos (68 %) y es que el régimen islámico se burla del pacto nuclear firmado en 2015 violando los límites de manipulación de uranio. No solo hay peligro en que Teherán posea un arma de ese tipo, sino que los autócratas tienen nexos con grupos terroristas como Hezbolá, dotándolos de fondos y armas.

Además de Irán, más países podrían sumarse con actuales y futuros conflictos regionales. Por ejemplo, de aquellos que creen que Irán obtendrá armas nucleares durante este período de tiempo, «el 41 % dice que Arabia Saudita también lo hará», menciona Atlantic Council. Al listado se suman Japón y Corea del Sur.

Hasta los momentos son análisis y proyecciones, pero no quiere decir que sean ficción. No de gratis casi un tercio de los encuestados (31 %) espera que la próxima década incluya el primer uso de armas nucleares desde la Segunda Guerra Mundial.

Guerra China vs. EEUU

El dictador chino Xi Jinping no disimula su plan para invadir Taiwán. La disputa con décadas de historia podría terminar si el régimen lo decide. De hecho en la última cumbre con el presidente de EE. UU. lo dejó claro. No van a tolerar que un tercer país se meta en el tema.

Eso es precisamente otro punto interesante en el informe sobre cómo será el mundo en el año 2033. El gigante asiático podría lanzar una campaña militar contra Taiwán entre ahora y 2027. El 70 % de los expertos van por esa tesis. Si eso ocurre, EE. UU. seguramente entre de lleno en este conflicto. Por eso, si se compara con la guerra en Ucrania «el mayor riesgo inminente de la guerra entre grandes potencias podría estar en Asia, no en Europa».

Respecto al dominio de Washington, hay dudas. Si bien seguirá siendo importante en el mapa geopolítico, como potencia militar y tecnológica por encima de China, ya no será tan poderoso. Solo tres de cada diez creen que EE. UU. será el jugador dominante en la diplomacia del mundo.

A esos tres puntos se suman otros, como la volatilidad mundial económica y de salud. No se esperan cambios importantes en lo político ya que no se vislumbran triunfos de democracias frente a autocracias ni viceversa. Pero algo sí es seguro, el mundo tampoco será el mismo cuando llegue el 2033.

Oriana Rivas Fuente: panampost.com