«Adiós, amigos»: el preocupante mensaje en redes de Britney Spears que desespera a sus fans

La salud mental de Britney Spears lleva un tiempo preocupando a sus fans, pero este fin de semana ha sido un momento angustioso por el críptico mensaje, que parecía obviamente una nota de despedida, que dejaba en su Instagram –donde se ha cambiado el nombre a ‘Channel 8’, como si ella misma fuera una cadena de televisión– y que leían sus 42 millones de seguidores.

«Adiós, amigos», escribía, en español, junto a un fotomontaje de una biblioteca antigua y el cielo cósmico y que despertaba a sus seguidores, quienes salieron en tropel para mandarle mensajes de ánimo y apoyo a la artista de 40 años, dado que en algunos momentos se llegaron a temer lo peor.

«No te vayas, Britney», «Necesitas un descanso de las redes», «Paz, amor y terapia» o «No, amiga. Usted no se va a ningún lado, ¡Usted se queda» han sido algunos de los comentarios que dejaban en un post que era sin lugar a dudas una continuación de los anteriores, en los que la cantante de Toxic o Womanizer se echaba a llorar después de uno de sus típicos bailes.

«Ya ha pasado un tiempo desde [la última vez] que lloré delante de la cámara. No es que esté rota, es una liberación que necesitaba desde hace mucho tiempo. Una experiencia espiritual. Creo que necesito hacer esto más de vez en cuando. Psss… Llorando», resumía la Princesa del Pop, que recibía un emoticono cariñoso de Paris Hilton y unas palabras reconfortantes de su marido, Sam Asghari: «Vulnerabilidad = Fuerza = Leona».

Un fin de semana en el que se ha visto cómo Britney no está pasando por una buena época, sobre todo en lo que se refiere a salud mental. No es descabellado, como algunos usuarios resaltan, pensar que este bajón en la autoestima de la artista tenga que ver con la polémica con sus hijos, a los que hace tanto que no ve y a los que les está costando apoyar de forma pública a su madre, de la cual, por algunas de sus publicaciones más picantes, se sienten algo avergonzados, según su padre, Kevin Federline.

Otros también piensan que no ha ayudado en absoluto su rifirrafe con Christina Aguilera, quien tanto la apoyó en la etapa del #FreeBritney. La solución que han tomado Britney y su esposo ha sido escaparse y viajar, de ahí que sus últimos vídeos en las redes de este mismo domingo sean de ella y él a bordo de un barco.

Aún así, hay quienes le recuerdan tanto que debe ser feliz después de 13 años de atosigante tutela paterna (ella misma hacía este pasado sábado una comparativa entre las portadas de revista que hubo de hacer antes y durante el régimen de su padre) como que debe hallar la solución a la situación con Sean Preston y Jayden James, que acaban de cumplir 17 y 16 años de edad, respectivamente.

Fuente: 20minutos.es