¡Acribillaron a un entrenador de fútbol!

Puerto Bolívar.- Al menos ocho impactos de bala en el pecho y en la cabeza recibió Marcos Angulo Rubira, más conocido como “Angulito”, quien la tarde de este miércoles 26 de octubre murió mientras se encontraba en una de las canchas del complejo deportivo Washington Villalta de Puerto Bolívar.

“¡Mataron a mi profe!”, gritaban un adolescente quien al enterarse de la muerte de quien fue su profesor de fútbol rompió en llanto y pedía saber el por qué mataron a su entrenador.

Según testigos, Angulo se encontraba junto a otro entrenador en una de las canchas del complejo deportivo, en ese momento, una moto con dos ocupantes llegó y empezaron a disparar por varias ocasiones, el acompañante logró escapar de sus verdugos.

Sin embargo, Angulito fue alcanzado por las balas y, una vez que estaba en el suelo, los sicarios lo acribillaron, propinándole al menos 8 impactos de bala, todos en el pecho y cabeza, matándolo de manera inmediata.

TRASLADO

Los familiares y conocidos de Angulito, se encontraban cerca del lugar y llegaron para brindarle ayuda a su ser querido. Según testigos, pese a que ya se encontraba sin vida, sus familiares no lo querían creer y se llevaron el cuerpo en un vehículo particular rumbo al hospital Teófilo Dávila de Machala, donde simplemente los médicos confirmaron lo que todos temían: Angulito estaba muerto.

“Tío, tú no puedes estar muerto, por favor ayúdenlo”, gritaba una fémina quien al parecer era uno de sus familiares.

El occiso se encontraba entrenando en el lugar, vestía unos zapatos de lona color azul, polines, una pantaloneta negra y una camiseta roja que estaba empapada de la sangre, producto de los impactos de bala.

ENTRENADOR

Varios adolescentes que se encontraba en el lugar indicaron que a Angulito le gustaba ayudar a los muchachos para que se formen en el mundo futbolístico. “Él era una buena persona, a mí me enseñaba a cómo jugar al fútbol, estábamos en el equipo Porteños FC, donde ganábamos muchos campeonatos”, dijo uno de los adolescentes, quien, con voz entrecortada, lamentaba lo que sucedió con su entrenador.

Y es que, Marcos Angulo se dedicó a entrenar a muchos muchachos de Puerto Bolívar, en especial a los que estudian en el colegio Simón Bolívar. Él tenía la esperanza de crear un semillero de futuras estrellas del fútbol y que disputen en varios equipos profesionales.

ASESINATO

El motivo de su asesinato es un misterio, hay varias hipótesis que la policía ahora está investigando, lo que sí aseguran que es una muerte al estilo sicariato y que podría tratarse de algún ajuste de cuentas.

El Mayor de Policía, Danny Chiluiza, confirmó que el occiso era un profesor de fútbol y lamentó que los testigos y ninguno de los familiares proporcione alguna información para tener una línea investigativa y así poder dar con el paradero de los culpables de este nuevo hecho violento.

“Ninguna persona quiere hablar, nadie da información, es un total hermetismo aquí en el sector. El personal de la Dirección de Muertes Violentas (Dinased), buscará otros canales para obtener la información de este asesinato”, dijo el jefe policial.

La policía indicó que están gestionando para que haya más elementos del orden en los circuitos de Puerto Bolívar, donde se ha detectado mayor índice de violencia.

El oficial indicó que los asesinos ya no respetan nada, ahora matan en lugares públicos, parques y complejos deportivos.

LEVANTAMIENTO

Los agentes de la Dinased se trasladaron hasta el Hospital Teófilo Dávila para realizar el respectivo levantamiento del cadáver y proceder a trasladarlo hasta el Centro Forense de la ciudad de Machala.

Se confirmó que los impactos de bala fueron en el pecho y en la cabeza, en esta última parte recibió al menos tres impactos de bala. (DIARIO CORREO)