Guillermo Lasso entregó reforma constitucional en Asamblea, entre tensiones

Ni las puertas del Pleno ni de los salones de la Asamblea se abrieron para recibir al presidente Guillermo Lasso este miércoles 7 de diciembre del 2022. Tampoco estuvieron las bancadas legislativas para escuchar sus planteamientos.

Lasso llevó la propuesta de reforma constitucional para permitir que los militares y policías coordinen acciones para enfrentar a la inseguridad, sin necesidad de decretar estados de excepción.

El decreto para este fin lo firmó en la tarima que se ubicó en la plaza principal del Parlamento, a donde Lasso llegó rodeado de simpatizantes que portaban pancartas donde se leía: “Asambleístas hagan su trabajo”, “fuera la narcopolítica”.

“Es momento de que esta Asamblea Nacional se defina: o están del lado de los ciudadanos o del lado de los criminales y de la violencia”, enfatizó el mandatario, acompañado de su esposa y miembros del Gabinete de ministros.

“Dejemos la politiquería a un lado. Dejemos las pugnas de poder. Es momento de ponernos del lado de la gente que reclama que sumemos fuerzas (…). Ecuador el día de hoy libra una batalla con los mafiosos, con el narcotráfico y hasta con la narcopolítica”, acotó.

El presidente de la Asamblea, Virgilio Saquicela (ind.), no subió a la tarima. Saquicela recibió a Lasso en el corredor que conduce al salón de las sesiones del Pleno que estaba cerrado, aunque en algunas ocasiones los legisladores lo usan para foros y demás eventos.

Entre empujones, asesores y ministros se abrieron paso sobre una nube de cámaras y micrófonos. Saquicela dio la bienvenida a Lasso “al primer poder del Estado”, llamó al Ejecutivo a un trabajo coordinado y señaló que este proyecto seguirá el trámite previsto en la Constitución.

Saquicela explicó que, una vez que el Consejo de Administración de la Legislatura (CAL) califique este proyecto, el texto irá a la Comisión de Enmiendas que tendrá entre 15 y 60 días para elaborar el informe para primer debate; y en no menos de 90 días el segundo debate.

Reclamos

Al entregar el documento a Saquicela, Lasso pidió que la Asamblea “dé trámite urgente a la reforma parcial a la Constitución”. A su vez, invitó a la Asamblea “a deponer intereses políticos, partidistas y personales para urgentemente dar trámite a esta reforma”.

También demandó que el Parlamento se reivindique, lo que fue rebatido por Saquicela. El titular de la Legislatura señaló que esta Función sí está cumpliendo en la aprobación de leyes como la del uso legítimo de la fuerza, o las reformas al Código de Seguridad.

“Yo respeto el criterio del Presidente en cuanto a reivindicación, sin embargo nosotros cumplimos con nuestra labor, que es la fiscalizar. Es lo mismo que yo diga que tenga el Gobierno que reivindicarse en situaciones de educación, salud, seguridad, vialidad en el país. Cada quien tiene que cumplir sus funciones”, dijo.

Saquicela apuntó que el Parlamento está sintonizado con las necesidades de la gente. “El primer poder del Estado tiene 137 pensamientos pero en cuestiones de seguridad uno solo. Daremos el trámite que prevé la Ley en beneficio del Ecuador”, insistió.

No estuvieron las bancadas legislativas en el acto. Pero apenas Lasso se retiró el coordinador de bancada del Partido Social Cristiano (PSC), Esteban Torres, fustigó que el mandatario se colocara una gorra militar al ingresar, algo que vio como un desaire a la Legislatura.

“Rechazo el intento de falta de respeto a la Asamblea Nacional, cuando la primera autoridad del Estado se pone a propósito una gorra para ingresar al Pleno. Esto no les falta el respeto a los asambleístas ni a la Asamblea, está faltando el respeto a los ecuatorianos y a la Bandera Nacional”, dijo Torres.

Torres manifestó que duda que en la Asamblea puedan existir los 92 votos que se requieren para esta reforma constitucional, pese al dictamen favorable de la Corte Constitucional. (ROGER VELEZ – DIARIO EL COMERCIO)