RADIO COLOSAL

1040 AM HD

Murió por tratar de evitar que le roben a una de sus hijas

QUININDÉ

Freddy Astudillo, de 55 años, murió tras recibir tres impactos de bala que lograron alcanzarlo a la altura de su rostro.

Antisociales habrían robado la motocicleta de una de sus hijas y en un intento fallido de evitar dicho asalto, Astudillo recibe tres disparos en su cuerpo.

Según informó en su cuenta oficial de Facebook el canal de televisión por cable, MEGAVISIÓN, el hecho ocurrió en los exteriores de su vivienda ubicada en el barrio Luz de América de la parroquia La Unión en el cantón Quinindé.

Se agrega que, rápidamente fue trasladado a una casa de salud en el cantón La Concordia, donde no resistió y se confirmó su fallecimiento debido a la gravedad de sus heridas. (ESMERALDAS NEWS)